NUESTRO BLOG

Category filter:AllAlergiasDeportivoEspaldaGeneralSalud
No more posts
fascitis-3.jpg

FASCITIS PLANTAR

(Autor: Carlos de Miguel Llorente)

La  Fascitis Plantar es a día de hoy, una de las lesiones con mayor prevalencia en aquellas personas que practican Running con frecuencia.

Es difícil determinar con claridad de donde suele provenir esta lesión ya que podría aparecer por diversas razones. Comenzaremos por aclarar que es la Fascitis plantar:

¿QUÉ ES LA FASCITIS PLANTAR?

En la zona del arco del pie, desde el talón hasta la zona metatarsal disponemos de una especie de banda que une ambas partes y se encarga principalmente de mantener el arco plantar. Cuando esta banda, llamada fascia plantar, es sometida a excesiva tensión o a excesiva sobrecarga ,se inflama, originando lo que conocemos como Fascitis plantar.

¿POR QUÉ APAfascitis plantarRECE LA FASCITIS?

  • Mala alineación corporal: una mala alineación corporal, es decir, una asimetría corporal principalmente a nivel de los miembros inferiores puede ser la causante de un mal reparto de fuerzas dando lugar a dolores en la zona del pie y el talón aumentando las posibilidades de la aparición de la Fascitis plantar.
  • Pisada: muchos habréis oído hablar a diferentes corredores acerca de si son supinadores o pronadores y la relación con su modo de carrera. Por lo general, nadie tiene una pisada perfecta y todos somos en mayor o menor medida pronadores o supinadores. El problema viene cuando somos pronadores o supinadores en exceso y no realizamos ninguna corrección o solución ante ello. El uso de plantillas o ejercicios analíticos de musculatura de la pierna pueden ayudarnos a no sobrecargar zonas del pie que puedan derivar en una Fascitis plantar.
  • Tensión de la cadena posterior: excesiva tensión en la musculatura de la parte posterior de la pierna, es decir, poca elasticidad en la zona de los gemelos e isquiotibiales o que estos estén muy cargados puede llegar a crear Fascitis plantar. Debido a la tensión que tiene esta musculatura, el pie es sometido a fuertes tensiones por la tracción del tendón de Aquiles sobre el pie, dando mucho dolor en la zona del talón.
  • Calzado: numerosos corredores, experimentan los primeros síntomas de la Fascitis cuándo cambian de calzado para la carrera. Normalmente, la zapatilla se adapta bastante a la pisada de nuestro pie por lo que al cambiar a unas zapatillas completamente nuevas, que no están adaptadas, es normal sentir dolor durante los primeros entrenamientos.
  • Terreno: en menor medida, el terreno guarda una relación directa con el impacto que recibe el talón del pie. Correr siempre en superficies duras como el asfalto o pistas de atletismo puede aumentar mucho la tensión en la zona del talón pudiendo originar Fascitis Plantar por los constantes traumatismos en la inserción del talón de Aquiles.

 

¿CÓMO IDENTIFICAR LA FASCITIS?

  • Dolor en la zona del calcáneo: un dolor punzante en la zona del calcáneo puede ser un signo característico de la Fascitis o de la presencia de un espolón calcáneo.
  • Aparición de dolor en la zona inferior de la zona del metatarso:
  • Dolor en la zona interna alrededor del calcáneo.
  • El dolor se acentúa principalmente al despertarse y en los primeros momentos del día o tras largas fases de reposo
  • El dolor se agrava tras realizar deporte o una actividad física de impacto en el talón.

 

TRATAMIENTO DE LA FASCITIS PLANTAR fascitis plantar

El tratamiento de la Fascitis plantar es diverso:

  • Podología: el análisis biomecánico de la marcha y la pisada es un óptimo tratamiento para la Fascitis plantar principalmente en su faceta más crónica. Mediante un análisis dinámico y estático de la pisada se pueden determinar dónde se encuentran los fallos en la marcha y mediante el uso de plantillas realizar los ajustes adecuados para eliminar el dolor
  • Infiltración: la infiltración local de corticoides en las zonas más afectadas pueden ser de gran ayuda para combatir los brotes más agudos de dolor. Siendo un analgésico rápido y efectivo cuando la sintomatología es muy alta.
  • Fisioterapia: la terapia manual en concreto, presenta un abordaje directo y efectivo en la relajación de la fascia plantar así como en los dolores adyacentes que puedan aparecer en la zona de alrededor de la fascia plantar y la zona del talón.
  • Fortalecimiento/ Ejercicios posturales: como hemos hablado anteriormente, una descompensación muscular o un mal reparto de fuerzas podrían llevar a la aparición de la Fascitis plantar. El entrenamiento de la musculatura más debilitada así como la realización de ejercicios para corregir estas asimetrías posturales suele sr una de las vías de tratamiento más usadas.
  • Estiramientos: como hemos dicho anteriormente, la Fascitis plantar guarda una estrecha relación con la musculatura de la cadena posterior (tendón de Aquiles, gemelos e isquiotibiales). Es por ello, que realizando estiramientos de esta cadena posterior podemos reducir la tensión a la que es sometida la fascia plantar.

 

SOLUCIONES EN CASA

Como ya hemos mencionado, la Fascitis plantar cursa principalmente con dolor agudo en la zona del talón principalmente en las primeras horas del día así como al realizar una actividad física de impacto.

Aquí os dejamos una serie de ejercicios o recomendaciones domiciliarias para combatir los síntomas de la Fascitis Plantar:

  • Estiramientos de gemelos, sóleo, isquiotibiales y fascia plantar:

Estiramientos pasivos analíticos (30-40 segundos en posición de estiramiento).

Gemelos

Sóleo

Isquiotbiales

Fascia plantar

  • Aplicación De frío en la fascia plantar:

Aplicación de frío con un ice pack o con un guante de plástico rellenado con dos o 3 hielos

  • Potenciación de musculatura

Con la ayuda de un theraband (banda elastica), podremos realizar ejercicios de inversión, eversión de tobillo, y flexión dorsal.

-Inversión( activar tibial posterior)

-Eversión(activar musculatura peronea)

-Flexión Dorsal(activar tibial anterior y extensores)

Utilizando una botella de agua congelada, la colocamos en una silla

  • Inhibición con ayuda de una pelota (de golf , de Lacrosse, billar…)

Colocaremos  una pelota en el suelo y colocaremos nuestra planta sobre ella. Rodaremos la pelota, ejerciendo presión sobre ella centrándonos en las zonas más rígidas.

  • Automasaje: Con la ayuda de un poco de crema podremos realizarnos un automasaje en la fascia plantar en sentido longitudinal a la dirección del músculo.

0010400470Z-849x565-e1474380839270.jpg

 

La ducha diaria tiene grandes efectos positivos sobre la salud, no sólo como medida de higiene, sino también como un energizante natural. De acuerdo a la Universidad de California, un baño de agua fría por la mañana ayuda a combatir la depresión y la ansiedad. Los especialistas recomiendan hacerlo siempre con agua templada.

 

Beneficios
1. Un chorro de agua fría en los pies y las piernas hace que las venas se contraigan y se active la circulación sanguínea.
2. Revitaliza y tonifica los músculos y la mente. El agua tibia es la mejor aliada contra el dolor de piernas y fatiga mental.
3. Estimula las defensas, con una buena ducha el organismo empieza a generar glóbulos blancos fortificándose contra resfriados, gripe y asma.
4. Ayuda a realizar un mejor trabajo físico o mental, además se está más alerta y despejado durante el día.
5. Previene la calvicie, ya que estimula el cuero cabelludo, la corriente sanguínea se excita vigorizando los vasos sanguíneos y fortalece la capa superior del tejido.
6. Si practicas meditación, antes de hacerlo toma una ducha para que tu estado mental sea más sereno y controlable.
7. Mejora la disposición de los órganos internos, acelera el metabolismo, por lo que ayuda a eliminar toxinas y grasa acumulada.
8. En el caso de los hombres, estimula los testículos lo que mejora la calidad y producción de espermatozoides.
9. Combate la depresión, ya activa la zona del cerebro que produce noradrenalina, sustancia que alivia la depresión.
10. Una buena ducha proporciona placer y bienestar inmediatamente, lo que beneficia a la salud emocional.

Después de tu ducha diaria, bebe un jugo de frutas para llenarte aún más de energía y fortalecer tu sistema inmunológico.


0002407804CC-565x849.jpg

Nuestra columna está formada por un conjunto de piezas individuales, las vertebras, separadas entre sí por los discos intervertebrales. Esta estructura hace posible las funciones de:
Sujeción corporal.
Contrarrestar la gravedad.
Dar movilidad.
Proteger la Médula Espinal.
Servir de anclaje a ligamentos y músculos, que determinan el grado de flexibilidad y rigidez.
La lordosis y cifosis, son las curvaturas naturales de la columna. La lordosis se presenta en cervicales y lumbares la cifosis en dorsales y sacro, las curvas naturales de la columna y se van alterando con la edad, traumatismos y posturas, creando hiper o hipo, La escoliosis es un curvatura anómala lateral, hay con rotación de vertebras, es un mal común y en tanto no se disminuyan los espacios intervertebrales.
Hiperlordosis
Qué es
Llamamos lordosis a las concavidades de la curva. En la espalda hay dos lordosis: la cervical y la lumbar. Cuando estas curvas están muy acentuadas las denominamos hiperlordosis.
Se distinguen hiperlordosis mecánicas:
con desequilibrio pélvico hacia delante (anteversión)
con desequilibrio pélvico combinado con desplazamiento hacia atrás de la columna lumbar y sacro (culo de pollo)
Hiperlordosis con malformación:
espondilolisis
En cualquiera de los casos, viene acompañada normalmente con cifosis dorsal importante: hipercifosis; ya que la columna vertebral tiende a compensar curvaturas ante cualquier anomalía en la misma.
Causas
Aunque en muchos casos se entiende como que puede ser congénita existen varias causas por las que esta curvatura puede aumentar con el paso del tiempo:
Hipotonía abdominal: existe muy bajo tono muscular en la zona de los músculos del abdomen, lo que conlleva a un sobrepeso, haciendo doblar por el mismo en exceso la columna lumbar.
Embarazo: de ahí las lumbalgias frecuentes en mujeres con un estado de embarazo avanzado.
Intervenciones quirúrgicas repetitivas en zona abdominal: como en los casos de hernias inguinales con continuas recaídas o recidivas.
Acortamiento de la musculatura isquiotibial: por mantener contracturados los músculos de la parte posterior de las piernas
Síntomas
Existen hiperlodosis bien toleras, de causa genética en su mayoría, pero esto no suele ser lo más habitual. Cuando el origen está en las adaptaciones posturales, malos hábitos deportivos o laborales, en compensaciones por alguna enfermedad (por ej. la enfermedad de Scheuerman), o por falta de flexibilidad de las cadenas musculares, entonces las contracturas musculares y el dolor aparecen para informarnos que algo no funciona bien en nuestro cuerpo.
El aumento de estas curvas provoca una presión exagerada sobre las articulaciones vertebrales (articulaciones interapofisarias). En una primera fase aparecerá el dolor debido a la irritación de los elementos sensitivos de la zona (nervios, ligamentos, músculos cortos…) y con el tiempo el aumento de presión acelerará los procesos degenerativos (artrosis, estenosis, espondilosis.
Diagnóstico
Un análisis clínico por un profesional cualificado suele ser suficiente, se puede confirmar el diagnóstico mediante una radiografía de perfil en posición de pie.
Cifosis
Es la curvatura de la columna que produce un arqueamiento de la espalda, llevando a que se presente una postura jorobada o agachada
Tipos
Hay una gran variedad de tipos de cifosis
La cifosis de postura, que es la más común, normalmente atribuida a una mala postura, representa una notable pero flexible curvatura de la columna vertebral. Usualmente se hace notar durante la adolescencia y rara vez trae dolor o lleva a problemas a largo plazo en la vida adulta.
La cifosis de Scheuermann, que es significativamente peor estéticamente y puede causar dolor. Es considerada una forma de alteración juvenil de la columna vertebral y comúnmente es denominada la enfermedad de Scheuermann. Con frecuencia se encuentra en adolescentes con una deformidad más notoria que la de la cifosis de postura. Un paciente sufriendo de la cifosis de Scheuermann no puede corregir su postura por sí mismo. El ápice de la curvatura, localizada en la vértebra torácica, es un tanto rígido.
La persona que padece de esta enfermedad puede sentir dolor en esta ápice, dolor que puede empeorar con actividad física y por mantenerse parado o sentado por grandes cantidades de tiempo. Mientras que en la cifosis de postura los discos y la vértebra parece normal, en la de Scheuermann son irregulares, frecuentemente en forma de cuña por al menos tres niveles adyacentes.
La cifosis congénita puede ocurrir en infantes en los que la columna vertebral no se desarrolló correctamente en la matriz. La vértebra pudo ser malformada o fundida junta y puede causar cifosis progresiva mientras el niño se desarrolla. Tratamiento de cirugía puede ser necesario en un momento temprano y puede ayudar a mantener una curvatura normal junto con la observación de los cambios motores. Aun así, la decisión de llevar este procedimiento puede ser muy difícil debido a los riesgos potenciales para el niño.
Causas, incidencia y factores de riesgo
La cifosis es una deformidad de la columna que puede resultar de un trauma, problemas en el desarrollo o una enfermedad degenerativa. Esta condición puede ocurrir a cualquier edad, aunque es rara en el momento del nacimiento.
La cifosis adolescente, también conocida como enfermedad de Scheuermann, puede ser producto de la separación de varias vértebras (huesos de la columna)consecutivas y se desconoce la causa.
En los adultos, la cifosis se puede dar como resultado de fracturas osteoporóticas por compresión (fracturas causadas por osteoporosis), enfermedades degenerativas como la artritis, o espondilolistesis (deslizamiento de una vértebra hacia adelante sobre otra vértebra).
Otras causas
Infección (tuberculosis)
Trastornos del tejido conectivo distrofia muscular
Espina bífida(deformidad congénita con formación incompleta de una parte de la columna)
Degeneración de los discos
Ciertas enfermedades endocrinas
Polio
Tumores
Síntomas
Dificultad para respirar (en los casos severos)
Fatiga
Dolor de espalda leve
Apariencia redondeada de la espalda
Sensibilidad y rigidez en la columna
Signos y exámenes
El examen físico por parte del médico confirma la curvatura anormal de la columna y con el examen también se busca cualquier cambio neurológico (debilidad, parálisis o cambios en la sensibilidad) por debajo del nivel de la curva.
Se toman radiografías de columna para documentar la gravedad de la curva y para permitir que se lleven a cabo mediciones en serie.
Ocasionalmente se pueden utilizar pruebas de la función pulmonar para evaluar si la cifosis está afectando la respiración.
RM
TC
Tratamiento
El tratamiento depende de la causa del trastorno:
La cifosis congénita requiere una cirugía correctiva a temprana edad.
La enfermedad de Scheuermann inicialmente se trata con un corsé y fisioterapia. De vez en cuando, se requiere cirugía en caso de curvaturas grandes y dolorosas (superiores a 60 grados).
Las fracturas múltiples por compresión a causa de la osteoporosis se pueden dejar sin tratar si no se presenta dolor o no se presenta déficit neurológico, pero es necesario tratar la osteoporosis para ayudar a prevenir las fracturas futuras. Cuando se presenta una deformidad o un dolor debilitante se puede optar por la cirugía.
Es necesario tratar la cifosis secundaria a una infección o a un tumor de una manera más agresiva, a menudo, con medicamentos y cirugía.
El tratamiento de otros tipos de cifosis incluye la identificación de su causa y, en caso de que se presenten síntomas neurológicos, se puede recomendar la cirugía.
Objetivos del tratamiento kinèsico
Disminuir el dolor
Evitar la rigidez
Estimular la correcta postura de la espalda
Mejorar el tono de los músculos abdominales
Enseñar patrones musculares respiratorios en casos severos
Tratamiento kinèsico
Masoterapia
IR
Movilizaciones activas
Elongaciones de los paravertebrales
Ejercicios respiratorios
Pronóstico
Los adolescentes que sufren esta enfermedad tienden a tener un mejor resultado aún si necesitan cirugía y la enfermedad se detiene una vez que ellos terminan de crecer. Si la cifosis se debe a enfermedad degenerativa de las articulaciones o fracturas múltiples por compresión no es posible la corrección del defecto sin la cirugía, y el alivio del dolor es menos confiable.
Complicaciones
Dolor de espalda incapacitarte
Síntomas neurológicos incluyendo debilidad o parálisis en las piernas
Disminución de la capacidad pulmonar
Deformidad con encorvadura de la espalda
Prevención
El tratamiento y prevención de la osteoporosis puede prevenir muchos casos de cifosis en las personas de edad avanzada. El diagnóstico temprano y el uso de un corsé pueden reducir la necesidad de la cirugía, pero no hay forma de prevenirla.


s1.jpg

 

 

El cuerpo humano está formado por cientos de tipos celulares, que presentan características muy diferentes y que desarrollan distintas funciones dentro de nuestro organismo. Sin embargo, todas estas células, por muy diferentes que sean, provienen de un único tipo celular, denominado células madre. Las células madre son células capaces de producir diferentes tipos celulares, sustituyendo las células y reparando los tejidos dañados.

Las células madre también son las proveedoras de nuevas células madre, es decir, cuando una célula madre se divide, cada célula nueva puede seguir siendo una célula madre o puede convertirse en otro tipo de célula con una función más especializada, como una célula del hígado, de la sangre o del corazón.

TIPOS DE CÉLULAS MADRES

En los humanos, existen diversos tipos de células madre que se pueden clasificar en función de su potencia, es decir, el número de diferentes tipos celulares en los que puede diferenciarse:

Las células madre toti-potentes: son aquellas capaces de generar un organismo completo (el ejemplo más claro es el zigoto formado por el óvulo fecundado por un espermatozoide).

Las células madre pluri-potentes no pueden formar un organismo completo, pero sí cualquier otro tipo de célula (un ejemplo son las células embrionarias).

Las células madre multi-potentes son aquellas que sólo pueden generar células de su mismo origen embrionario.

Las células madre uni-potentes o células progenitoras, aquellas que únicamente tienen capacidad de diferenciarse en un sólo tipo de células

MEDICINA REGENERATIVA

Debido a la capacidad regenerativa de las células madres, la terapia celular representa una potencial herramienta terapéutica en aquellos casos en los que se ven dañados o alterados funcionalmente tejidos u órganos. La medicina regenerativa consiste en el cultivo de células madre para regenerar órganos o tejidos y sustituirlos por los dañados o implantar directamente células madre en aquellos tejidos afectados por diferentes enfermedades tales como alteraciones neurodegenerativas, accidentes cardiovasculares, fracturas oseas, etc.

Existen relativamente pocos tratamientos de transplante de células madre disponibles que científica y clínicamente se hayan demostrado ser seguros y eficaces. Uno de los tratamientos de transplante de células madre más seguros y utilizados en la práctica clínica es el transplante de médula òsea. Recientemente, también diferentes técnicas diseñadas para regenerar cartílago articular y masa ósea a partir del propio cartílago y hueso del paciente han sido aprobadas por la Agencia Europea del Medicamento.

Sin embargo, todavía queda mucho para poder utilizar la medicina regenerativa como un tratamiento eficaz en la reparación de tejidos u órganos. Aunque la terapia celular y la medicina regenerativa son una realidad, no son una opción terapéutica de primera elección en muchas patologías, ya que tienen riesgos todavía difícil de solucionar.

En este sentido, acorde a diferentes estudios se ha identificado que uno de los principales riesgos del empleo de células manipuladas es el riesgo de transformación en células tumorales, limitando su uso a aquellos casos donde lamentablemente los tratamientos convencionales no han sido eficaces.


ictus.jpg

El ictus es la primera causa de mortalidad en España para las mujeres y la segunda para los hombres, según el Grupo de Estudio de Enfermedades Cerebrovasculares de la Sociedad Española de Neurología. 40.000 personas mueren cada año en España por esta causa, que se repite cada seis minutos en nuestro país.

A través de la fisioterapia para el ictus, se puede ayudar a los pacientes que han sufrido esta enfermedad.

Aquellas personas que le ganan la batalla al ictus tienen que convivir cada día con las secuelas: el 30% tiene discapacidad (parálisis, problemas de equilibrio, trastornos del habla) y solo el 40% puede valerse por sí mismo. Por ello la fisioterapia es fundamental.
Desde el Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España aconsejan que la movilización del paciente con ictus hemodinámicamente estable se inicie a las 24 horas de producirse la lesión y que aquellas personas que están ingresadas por un ictus puedan contar con tratamiento de fisioterapia en la primera fase de ingreso hospitalario.
La fisioterapia en los pacientes con ictus se centra, en un primer momento, en recuperar la estabilidad del tronco y la fuerza de las extremidades para que el enfermo pueda mantenerse en pie, en primer lugar, y caminar, después.
Una vez que el paciente tiene movilidad suficiente como para caminar por sí mismo, el fisioterapeuta, a través de tratamientos de fisioterapia pasiva, trabaja para lograr la máxima recuperación motora, de manera que el paciente no solo camine, sino que también pueda hacer ejercicios más complejos.
Las movilizaciones pasivas son fundamentales en el tratamiento de fisioterapia, para ayudar al paciente a mover sus extremidades, que están afectadas por el accidente cerebrovascular que es el ictus. Estas movilizaciones se deben combinar con masaje terapéutico o masoterapia y también resulta muy indicado el tratamiento con punción seca.
Un tratamiento especialmente diseñado para la fisioterapia neurológica en caso de ictus es el que se conoce como método Kabat. Sus principios pueden resumirse en:

Se trabaja con el paciente haciendo movimientos complejos globales, parecidos a los que se realizarían en la vida diaria.

El fisioterapeuta debe aplicar la máxima resistencia manual para conseguir el desarrollo de la potencia muscular del paciente.
Es preciso ejercer presión manual sobre la piel que cubre músculos y articulaciones para orientar sobre la dirección del movimiento y provocar así una respuesta motora en el paciente.
Hay que combinar las movilizaciones con órdenes verbales, que también estimulan al paciente.
Los movimientos tienen que incluir compresión y tracción, para estimular los reflejos corporales y conseguir la máxima amplitud articular.
Se deben realizar estiramientos de manera breve y sincrónica, para conseguir incrementar al mismo tiempo la contracción muscular.
A todo esto hay que añadir el tratamiento médico con infiltraciones de bótox, que ayudan a reducir la espasticidad o la rigidez y tensión en los músculos.



0010175865C-849x565Llega el invierno y con ella los temidos catarros en niños y bebés y otros problemas respiratorios. Tos, mocos, infecciones…

La Fisioterapia Respiratoria es una ayuda fundamental para los niños y los bebés, junto con unas buenas pautas de cuidado y prevención domésticas muy sencillas. Las técnicas de Fisioterapia Respiratorias deben ser ejecutadas por un profesional competente para hacer un tratamiento eficaz. Además son muy seguras y apenas tienen complicaciones. No sólo se emplean para limpiar y drenar el exceso de mucosidad en las vías respiratorias (pulmones, garganta y nariz), sino que también favorece la absorción de los medicamentos en el caso de que el niño esté con algún tratamiento farmacológico. De este modo no sólo se reduce la duración del catarro y sus síntomas, sino que el niño estará con menos molestias y la cantidad de fármacos para aliviar los síntomas se verá considerablemente reducida.

Otro aspecto importante a tener en cuenta es que al mejorar la absorción de los fármacos y reducir la congestión de las vías respiratorias, estas técnicas favorecen el intercambio gaseoso y por lo tanto la oxigenación.

Los lavados nasales con suero fisiológico son fundamentales, tanto durante la terapia como en casa con cierta frecuencia. No son perjudiciales para el pequeño. Pero es fundamental hacerlos de forma correcta evitando el uso de aspiradores y otros dispositivos de este tipo.



1

Rol de la fisioterapia
Mucha gente, inclusive profesionales de la salud, no tiene noción acerca de la tarea y de los conocimientos del fisioterapeuta, pensando en que esta se limita a sesiones de masaje.

Un fisioterapeuta se forma en anatomía, fisiología, biomecánica y fisiopatología del cuerpo humano, entre otras asignaturas. Esto lo realiza con el objetivo de tratar al paciente y saber como se comportan las diferentes estructuras del cuerpo en distintas circunstancias, ya que su rol empieza con el diagnostico.

A menudo llegan pacientes cuyo diagnóstico es lumbalgia o cervicalgia, que sólo quiere decir dolor (algia) en cierta región, lo cual no aporta datos significativos. Si se quiere ir a la raíz de ese síntoma, hay que conocer los factores que lo provocan, y eso nos lleva a diagnosticar, mediante la anamnesis, la evaluación clínica, y los exámenes complementarios, poniendo en práctica los conocimientos antes mencionados.

Luego de saber la posible causa del problema se plantean los objetivos y el tratamiento adecuado para cada paciente en particular, utilizando las diferentes técnicas y herramientas con que contamos, ya sean manuales (masoterapia, neurodinámica, osteopatía, etc.), agentes físicos (electroestimulación, ultrasonido, magnetoterapia, frío, calor, etc.), o ejercicios terapéuticos (movilidad, fortalecimiento, relajación etc.).

La intervención de la fisioterapia en la comunidad tiene aspectos como la construcción social de la salud y la enfermedad, la contribución de factores sociales y otros factores a la salud, así como las teorías sistémicas, se toman en consideración para conceptualizar la fisioterapia comunitaria. El papel del fisioterapeuta en la comunidad puede incluir un número amplio de estrategias, desde intervenciones terapéuticas con grupos en la comunidad, hasta prevención y procesos de educación para la salud. En cualquier caso, trabajar con comunidades debería dirigir al profesional a un proceso reflexivo, en el que se analicen las condiciones insaludables en que vive la gente y animar a la comunidad a hacer cambios globales para incrementar los índices de salud de las personas ya que la salud es la parte fundamental de cada una de nuestras vidas, abarcando el estado biológico, social, psicológico y medio-ambientalista.

Los roles que deben manejar los fisioterapeutas dentro de una comunidad deben ser:

Promover la Salud
Prevenir los factores de riego
Prevenir la discapacidad
Deficiencias respiratorias
Caídas del adulto mayor
Deficiencias Ocupacionales
Abordaje o manejo de las personas con discapacidad.
Por ultimo podemos decir que el fisioterapeuta es una pieza fundamental en el equipo medico comunitario, tanto para rehabilitación como para la prevención y promoción de la salud en las comunidades.



0002946344EE-849x565Fisioterapia en la disfunción de la ATM

 

La disfunción o trastorno de la articulación temporomandibular (ATM) es muy común y afecta a un 20-40% de la población. El dolor de mandíbula es uno de los síntomas más característicos de la disfunción de la ATM. El tratamiento conservador es eficaz en el 90% de los casos.

¿Qué es un trastorno de la articulación temporomandibular?

La articulación temporomandibular (ATM) guía el movimiento de la mandíbula. Los problemas en la ATM se conocen como trastornos o disfunciones. La alteración disfuncional más frecuente es el síndrome de disfunción temporomandibular, que está causado por un mal funcionamiento entre las diferentes partes de la articulación (disco articular, cóndilo, fosa y eminencia).

Anatomía de la atm

Los problemas en la ATM, se pueden clasificar en dos grandes grupos:

Desórdenes musculares o miopatías temporomandibulares: los cuadros más frecuentes son el síndrome miofascial y el bruxismo.
Desórdenes articulares o artropatías temporomandibulares: son los cuadros intrínsecos de la propia ATM (luxaciones, desplazamientos discales, bloqueos, etc.).
Causas de la disfunción temporomandibular

Las disfunciones de la articulación temporomandibular pueden estar causadas por:

Malos hábitos posturales: mientras trabajamos en la oficina delante del ordenador, atendiendo llamadas o al conducir durante períodos largos, muchas veces nos olvidamos de tener una postura adecuada. Una postura con la cabeza hacia delante pone en tensión los músculos, los discos articulares y ligamentos de la ATM.
Apretar los dientes durante la noche (bruxismo): muchas personas aprietan los dientes por la noche mientras duermen, por lo general a causa del estrés. Esto genera una tensión constante en la articulación y los músculos circundantes.
Problemas de alineación dental (mala oclusión): una mala alineación dental puede provocar alteraciones en la ATM.
Fractura
Cirugía
Trismo
Síntomas de la disfunción temporomandibular

Algunos de los principales síntomas son:

Dolor en la mandíbula
Sensación de fatiga de la mandíbula
Dificultad para abrir la boca al comer y hablar
Pitido en los oídos
Mareos
Dolor de cabeza
Ruidos en la mandíbula (clics)
Dolor en el cuello
Bloqueo de la mandíbula
dolor en la mandibula

¿Cómo se diagnostica?

Para identificar la causa de los síntomas, tu fisioterapeuta:

Revisará tu historial médico y preguntará por cualquier cirugía previa, fracturas u otras lesiones en la cabeza, el cuello o la mandíbula.
Llevará a cabo un examen físico de tu mandíbula y el cuello.
El fisioterapeuta evaluará tupostura y la movilidad de lacolumna cervical y el cuello. Examinará la ATM para evaluar si hay alguna alteración en el movimiento de la mandíbula.
Si, después del examen, el fisioterapeuta sospecha que tu dolor es el resultado de una mala alineación de los dientes, te remitirá al odontólogo para un examen más exhaustivo.

Si es necesario, también se pueden realizar pruebas complementarias para confirmar los datos de la exploración física:

Tomografía computarizada
Ortopantomografía
Resonancia magnética
Tratamiento de fisioterapia para las disfunciones de la ATM

La fisioterapia puede ayudarte a restaurar el movimiento natural de la mandíbula y a reducir el dolor. Si el fisioterapeuta determina que tu dolor en la mandíbula no está relacionado con la alineación de los dientes, seleccionará el mejor tratamiento basado en la exploración física. Los tratamientos de fisioterapia para la disfunción de la ATM pueden incluir:

Ejercicios activos y movilizaciones manuales (terapia manual): solos o en combinación, pueden ser efectivos en el corto plazo para el aumento de la apertura vertical total en pacientes con disfunciones de la ATM, resultantes de un desplazamiento agudo de disco, artritis aguda, o síndrome miofascial agudo o crónico. A menudo se incluye en el protocolo de tratamiento, un programa de ejercicios para realizar en casa.
Educación postural: si tu fisioterapeuta ha observado en la exploración física una postura inadecuada, el tratamiento estará orientado a reequilibrar la postura mediante diferentes métodos. Por ejemplo, una postura adelantada de la cabeza al sentarse puede indicar que se está poniendo en tensión la musculatura que hay debajo de la barbilla, causando que tire de la mandíbula inferior, generando una abertura bucal incluso cuando se está descansando, incrementando el estrés en la articulación temporomandibular. Como consecuencia, los músculos de la mandíbula podrían estar trabajando en exceso para forzar el cierre de la boca y evitar la abertura de la boca. Tu fisioterapeuta te enseñará a ser consciente de tu postura para que puedas mejorar la posición de reposo de la mandíbula, la cabeza, el cuello, el esternón y los omóplatos cuando estés sentado y/o caminando.
Tratamientos especiales para el dolor: Además de la terapia manual, si el dolor es severo, tu fisioterapeuta puede decidir utilizar tratamientos para reducir el dolor como: la estimulación nerviosa eléctrica transcutánea (TENS), ultrasonido, calor o frío en las zonas doloridas o contracturadas.
Técnicas de biofeedback: con procedimientos de autorrelajación.
El tratamiento de los trastornos en la ATM es multidisciplinar, ya que pueden intervenir varios profesionales sanitarios. Si la disfunción de la ATM está causada por problemas de alineación de los dientes, el fisioterapeuta puede derivarte a un odontólogo.

En los casos muy severos de disfunciones de la ATM y cuando el tratamiento conservador haya fracasado, será necesaria la cirugía mediante artroscopia, artrocentesis o cirugía abierta.

Prevención de las disfunciones de la ATM

Mantener una buena postura al sentarse es clave para prevenir problemas en la ATM. Tu fisioterapeuta te mostrará cómo mantener una buena postura al sentarse para prevenir futuros problemas.

Consejos generales:

  En el trabajo:

Tu trabajo debe estar directamente en frente tuyo y no a un lado, donde estarías obligado a mirar en una dirección durante largos períodos de tiempo.
¿Estás atendiendo el teléfono durante largos períodos de tiempo? Usa un auricular que permita al cuello y la mandíbula mantenerse en una posición de descanso (“neutral”).